Lo Último

viernes, 3 de junio de 2016

Reseña: Trilogía de Eblus (II): Crypta - Care Santos


nº de páginas: 400 páginas
Encuadernación: Tapa Blanda
Editorial: B de Block
Lenguaje: Castellano
Precio: 16'00 (Casa del libro)



SINOPSIS:

Dado que la sinopsis es un spoiler tras otro, creo que en esta ocasión nos la podemos ahorrar.



OPINION:

Segunda parte de la trilogia de Eblus; es posible que se me escape algún spoiler sin intención asique recomiendo no leer la reseña si no habéis leído la primera parte de la trilogía (El dueño de las sombras: http://geeksbe.blogspot.com.es/2016/05/resena-trilogia-de-eblus-i-el-dueno-de.html?m=1 )

Tengo que reconocer que las primeras 100 páginas me parecieron quizás un poco tediosas, no me aportaron realmente nada nuevo, eran casi como un resumen de lo más relevante del libro anterior. Entiendo que pueden venir bien si pasa cierto tiempo entre que lees un libro y otro, pero como yo leí uno inmediatamente después del otro, pues me sobraba un poco.

Es precisamente después de esta “pequeña introducción” cuando las cosas se ponen un poco más interesantes. Por motivos que no viene al caso desvelar, Eblus es degradado a demonio medio, por lo que se ve obligado a empezar de nuevo a labrarse su camino hasta lo más alto. Pero, como no podía ser de otro modo, su acérrimo rival no va a ponerle las cosas fáciles; pondrá a prueba la paciencia de nuestro querido espíritu demoniaco con numerosos desplantes y no pocas piedras en el camino.


No tengas prisa. El secreto del éxito está en elegir bien las metas.


Sin embargo, estas no van a ser las únicas dificultades a las que tendrá que enfrentarse; y es que, en esta segunda parte se produce un cambio muy interesante. Posiblemente después de haber leído “El dueño de las sombras” os quedéis con una impresión bastante similar a la mía: El horrible Eblus sin compasión ni escrúpulos que hace lo que sea por salirse con la suya, y la pobrecita Natalia, que se ve envuelta en todo esto sin culpa alguna…

Pues bien, en “Crypta” los papeles se invierten, es decir, podemos apreciar como poco a poco Eblus se humaniza (empieza a sentir cosas completamente nuevas para él), y al contrario, como se “pervierte” Natalia (o mejor dicho, como va mostrando su verdadera naturaleza).


El más dulce de los sentimientos embriaga un corazón que nunca había sentido nada.

Yo te lo diré: el amor es un número circense en el cual tu vida pende de un hilo sobre un barranco infinito y una criatura sin escrúpulos se acerca a ti mostrando los filos hambrientos de unas tijeras.


Creo que esta es precisamente una de las cosas más geniales y originales de esta novela. Estamos muy acostumbrados a que los “Seres sobrenaturales” sean siempre los malos de la película; y no me malinterpretéis, no es que Eblus sea un santo ni nada por el estilo, pero mientras que él es un demonio y por tanto no tiene opción, nosotros los humanos siempre tenemos la posibilidad de elegir. Y ante esta posibilidad, nuestra protagonista, Natalia, no demuestra ser mucho mejor que el peor de los demonios… En esta segunda parte, empatizo muchísimo más con Eblus de lo que habría imaginado en un primer momento.

Precisamente relacionado con esto hay un capitulo especialmente bonito que lleva el nombre de “Társila”. Supongo que decir que es un capitulo bonito sea quizás algo “excesivo” pero, al menos a mí, me permitió ver otra faceta completamente diferente de Eblus. Por no hablar de la ironía en si misma de este capítulo… En gran parte de este segundo volumen, Eblus está medio idiotizado por el amor…Por un amor de todo punto imposible, ya que no es correspondido; y sin embargo, pudo haber disfrutado de un amor real en un tiempo pasado! No me digáis que la vida no es una zorra a veces jajajaja

Es una segunda parte totalmente a la altura de la primera. Tener la oportunidad de ir descubriendo paulatinamente toda la historia de Eblus, sus vivencias, las cosas que ha presenciado a lo largo de los siglos y el modo en que ha influenciado en momentos muy destacables de la historia (los tres viejetes del desierto, la catedral construida en honor a la rubita boquiabierta, el inicio de los hematófagos,…) es una experiencia única.


Cuando terminan los sueños, solo nos queda la realidad. Y, a veces, es amarga y frustrante.



¿Queréis saber si nuestro querido e impertinente Eblus recuperará su estatus demoniaco? ¿Si conseguirá ver cumplido su sueño? ¿Si vencerá a sus enemigos? ¿Os interesa saber qué pasará con esos recién estrenados sentimientos…?


No dudéis en acompañarlo a través de esta segunda parte de la historia… La aventura/desventura no ha hecho más que comenzar!




PUNTUACIÓN: 5/5



Love...



S!



No hay comentarios:

Publicar un comentario